Potencia10: Levantando a una generación brillante

El sábado 22 de julio, se dio cita a la segunda reunión de Potencia10, en su versión: Emprendimientos. Potencia 10 es un movimiento de jóvenes profesionales y emprendedores. Este busca inspirar y levantar a una generación que multiplique todo cuanto Dios les ha dado, siendo diez veces mejor en todo y brillando con la luz de Cristo en cada área de la sociedad.

Así que el evento comenzó como tiene que ser, adorando. Porque un joven diez veces mejor es aquel que pone en primer lugar a Dios. Por lo que La Parcela en su formato acústico, nos guió a adorar. A dejar que los corazones se conectaran con el Espíritu que nos potencia. Y así fue, la presencia de Dios estuvo allí.

Cualidades de un emprendedor cristiano

Después de ese tiempo de adoración, el pastor Didiher Osorto expuso acerca de cómo ser un emprendedor cristiano. Basando su intervención en seis cualidades, que se fundamentan en La Palabra de Dios. De ellas destaca el hecho que, Dios ha depositado talentos en las vidas, los cuales son un potencial emprendimiento. Por tanto, el emprendedor cristiano es aquel que se conoce así mismo. También profundizó en el dicho que expresa: “la información es poder”. Pero para un emprendedor cristiano hay algo más: “la revelación de Dios es poder”. De modo que, el pastor instaba a discernir los tiempos y traer soluciones de lo alto. Así como el ejemplo de José, que resolvió la crisis de Egipto, con una revelación de Dios.

Para finalizar su intervención, ministró a los asistentes. Orando por un despertar de proyectos. Por un escribir de ideas, de cosas que ojo no ha visto, pero que han sido reservadas para este tiempo. Así como de pasar de la etapa de la visión, a la acción. Entonces el Espíritu dijo: “Escribe, se diligente para plasmar el sueño, la visión y los proyectos de Dios en ti”.

De emprendedor a empresario

Seguidamente, Miguel Fernando Velásquez se presentó con su testimonio. Una historia inspiradora de emprendimientos de la mano de Dios. La cual fue contada brindando ideas a los jóvenes. Donde mencionó el valor del aprendizaje de todo cuanto sea posible. Dado que Dios usa todo ese conocimiento, como materia prima en los proyectos. También sobre la importancia de la flexibilidad, la cual le permite actuar a Dios en libertad. Y sobre todo, depender de Dios.

Una de las claves que resaltó, fue levantar un altar de adoración justo en el área del emprendimiento. Porque tal y como dijo Miguel: “El único que te lleva de emprendedor a empresario, es Jesús”. Para terminar, hizo un llamado a tomar decisiones de emprender y comenzar a ser empresarios hoy.

Mi profesión, mi emprendimiento, mi llamado

La última intervención de la tarde, fue del Profeta Joel Hernández. La cual estuvo llena de impartición por parte del Espíritu Santo. La participación del profeta, se enfocó en hacer cambios al paradigma. De hacer que esta nueva generación de jóvenes, sea una luz en medio de las tinieblas. Es decir, que sea una generación cuya opinión sea especializada. De jóvenes que den un plus, que sean cabeza y no cola. Que estén por encima del promedio o del mínimo esfuerzo. Que sean disciplinados, y que sea una generación en la cual repose el Espíritu Santo.

Al momento de impartir, los vientos del Espíritu soplaron. Echando fuera todo temor y empoderando a los jóvenes, restaurando la brillantez según el diseño original de Dios. En ese tiempo Dios habló así: “Cuando el Espíritu sopla sobre ti, eres brillante. Se van a asombrar de la luz del cielo en ti.” Además el profeta levantó una voz diciendo: “Hoy oramos por sueños, mañana bendeciremos empresas”. De modo que pidió a todos los asistentes que pusieran el nombre de su sueño en un papel. A fin de orar por cada uno de ellos, para que así, el día de mañana, éstos sean una realidad.

Así fue Potencia10, un evento de capacitación y de impartición. Levantando a una generación brillante, diez veces mejor.

Esté pendiente y no se pierda del próximo evento.